El concepto de trabajo colaborativo es cada vez más popular. Por eso es fundamental que todas las partes involucradas conozcan los diferentes niveles de madurez BIM.

Muchas personas hablan de los diferentes niveles de madurez BIM; pero ¿qué significa realmente?

El BIM hace referencia a un método de trabajo colaborativo basado en la generación y el intercambio de daos entre todas las partes del proyecto. Sobre la base de estos datos es posible gestionar todo el ciclo de construcción de un edificio, desde la idea y diseño hasta la realización. En este sentido el BIM es una parte indispensable del proceso de decisional.

Hay varios niveles de colaboración compartida en un proyecto de construcción: estos se conocen como niveles de madurez BIM. A medida que subimos de nivel, la colaboración entre todas las partes es mayor.

Actualmente se distinguen cuatro niveles de madurez BIM:

niveles-de-madurez-BIM

Bew-Richards modelo maduridad BIM

BIM Nivel 0 (colaboración baja)

Es el paso más simple del proceso de generación de datos. Prácticamente no comprende ningún nivel de cooperación.

En esta fase, la producción y el intercambio de los datos se llevan a cabo con la ayuda de documentos electrónicos en papel no interoperables. Los dibujos CAD son utilizados durante el Nivel 0, pero no hay intercambio de los modelos de datos generados.

Actualmente la mayoría de los técnicos están en el Nivel 0 del BIM, es decir que intercambian archivos diferentes e información en papel que no pueden interactuar entre sí, incluso utilizando un software BIM oriented.

BIM Nivel 1 (colaboración parcial)

Cada vez más estudios y empresas están “trasladando” su proprio trabajo a este nivel. En este caso se utiliza un Common Data Environment (CDE).

Un CDE es un archivo (repository) compartido online en el cual se recogen y se gestionan todos los datos necesarios para el proyecto.

En pocas palabras, el Nivel 1 del BIM se concentra en la transición de datos CAD a 2D y 3D.

Más allá de la presencia de un ambiente de datos comunes, los modelos generados no son distribuidos entre los diferentes agentes. Es decir que podemos hablar de Nivel 1 de modelado BIM en presencia de estandarización del modelo entre los miembros del equipo de diseño y gestión de manera organizada, incluso sin un único modelo compartido.

BIM Nivel 2 (colaboración completa)

El interés principal en este nivel es el modo en el cual los datos son compartidos entre los participantes al proyecto.

En este nivel se introducen dos nuevas dimensiones relacionadas a la gestión del proyecto: el 4D, ligado a la gestión del tiempo, y el 5D, relacionado al cálculo del presupuesto. La norma internacional PAS 1192 indica las condiciones necesarias para que un proyecto alcance el Nivel 2 BIM.

El trabajo colaborativo es el núcleo del Nivel 2 del BIM. Sin embargo, no requiere que todos los elementos del equipo involucrados en el proyecto operen sobre los mismos modelos CAD 3D. Por el contrario, cada uno es libre de utilizar un modelo CAD distinto. Lo que es realmente importante es la existencia de un tipo de archivo común (un archivo IFC, por ejemplo, utilizado para intercambiar datos BIM) que contiene toda la información de diseño.

Estamos hablando de un modelo de colaboración plena entre todas las partes del proyecto. De este modo, los participantes al proyecto pueden tener una panorámica de todos los datos disponibles y modificarlos. Gracias a esto, son capaces de producir juntos un modelo BIM unificado.

Finalmente, el software CAD que utiliza cada parte debe tener la capacidad de exportar tipos de archivos comunes (ej. archivos IFC , archivos COBie , etc.).

En conclusión, podemos decir que los componentes del equipo trabajan de forma coordinada, cada uno sobre su propio modelo 3D con el fin de llegar a un modelo federado que mantenga las características específicas de cada disciplina del diseño.

esquema-niveles-madurez-bim

 

BIM Nivel 3 (integración completa)

BIM Nivel 3 es la meta final en el sector de la construcción.

Su objetivo principal es el alcance de la plena integración (iBIM) de los datos en un ambiente cloud. Esto se obtiene mediante el uso de un modelo compartido común. El modelo será accesible a todos aquellos que tengan que ver con el proyecto. Por otra parte, los agentes que trabajan en el proyecto podrán modificarlos y/o agregar sus propios datos.

Por ende, el Nivel 3 representa el tope del método: un único modelo sobre el cual trabajar que se nutre de un contenedor, el archivo IFC: este archivo será el objeto a compartir y conservar en un cloud, así las figuras involucradas en el proyecto pueden acceder a los mismos datos. El equipo de proyecto en tiempo real verifica los efectos de cada acción sobre el modelo.

Será fácil tener bajo control toda la historia de una obra, desde su diseño hasta su construcción, desde los costes hasta su mantenimiento.

Aún estamos lejos de esto, y la mayoría de los mercados AEC en todo el mundo se concentran firmemente en el soporte, la formación y la instrucción necesaria para alcanzar el Nivel 2.

Niveles de madurez BIM y dimensiones

Dimensiones-BIM_3d-4d-5d-6d-7d_ACCA-software-BibLus

Los niveles de madurez BIM son diferentes a las dimensiones de los datos del modelo de las estructuras. Más allá de los datos discontinuos en 3D, los datos de los atributos pueden ser incluso en 4D,5D,6D,7D.

Como hemos dicho, 4D se refiere al tiempo o a la información sobre programa de proyecto, 5D a los datos de costes, 6D a la gestión de las estructuras, y 7D a la sustentabilidad. Lo fundamental es que estas son dimensiones, no niveles.

Todos estos elementos pueden encontrarse en el interior de un modelo BIM de Nivel 2 o 3.

El futuro y las ventajas del BIM

El pasaje al Nivel 2 de BIM y al Nivel 3, tendrán importantes ventajas para el sector de la construcción. A continuación, resumimos algunas:

  • Aumenta la productividad
    La posibilidad de compartir la información rápido y simple puede ofrecer un significativo aumento de la productividad. El trabajo colaborativo puede reducir el tiempo necesario para incorporar y modificar nuevos datos. Mayor productividad significa también menores costes, y, en consecuencia, mayor eficiencia en términos de planificación del proyecto.
  • Big Data
    El BIM será de gran ayuda en la gestión de grandes cantidades de datos. La gestión más eficaz de los grandes datos cambiará el modo en que trabajan muchos de los profesionales en el interior de la obra (ej. técnicos, empresas, etc.).
  • Nuevas posibilidades para los mercados más pequeños
    El BIM puede jugar un rol importante en la optimización del proceso de construcción . Este elemento podría llevar pronto a la apertura y al desarrollo de nuevos mercados que hasta ahora no tenían las herramientas adecuadas para expandirse. Gracias a un modelo colaborativo plena o parcialmente integrado, serán capaces de afrontar un gran número de dificultades que actualmente son cotidianas.
  • Edificios de calidad superior
    La mayor cantidad de datos en combinación con la capacidad de gestionarlos con mayor precisión generará una notable mejoría en la calidad de los edificios. En resumen, serán diseñados y construidos edificios más complejos que ofrecen mucho más a sus propios residentes. Parámetros como el ambiente y la modernización de las estructuras diseñadas serán más simples de considerar durante el proceso de construcción.
  • Mejora de la detección de las interferencias
    Gracias al BIM, el proceso de detección de las interferencias mejora de manera sensible.
    El termino clash (colisión) se refiere a potenciales errores que emergen durante el diseño y la construcción de un edificio. El BIM puede ayudar mucho en la detección de las interferencias y en consecuencia aumentar la eficiencia del proyecto. Los archivos IFC ofrecen una gran asistencia durante este proceso.

 

Está claro que el BIM representa la apertura del sector de la construcción a la interoperabilidad.